Herramientas

HTML

PDF

Metadatos de indexación

Cómo citar un elemento

Imprimir este artículo

Política de revisión

Envía por correo este artículo (Se requiere entrar)
Enviar un correo electrónico al autor/a (Se requiere entrar)

FOLLETO

25 Años de medicina tradicional y natural en la Facultad de Ciencias Médicas “Raúl Dorticós Torrado”

25th Anniversary of Traditional and Natural Medicine in the Medical School “Raúl Dorticós Torrado”

1 Lic. en Ciencias Farmacéuticas. Ms. C. Medicina Tradicional y Natural. Profesor Instructor. Facultad de Ciencias Médicas “Raúl Dorticós Torrado”.   2 Especialista de I Grado en Medicina General Integral y en Medicina Tradicional y Natural. Profesor Instructor. Hospital Universitario “Dr. Gustavo Aldereguía Lima”. Cienfuegos.  


La historia de la Medicina Tradicional y Natural (MTN) en nuestra Facultad se inicia en la década del 80, cuando los alumnos y profesores pertenecientes al grupo “Juan Tomás Roig” investigaban sobre plantas medicinales y recorrieron nuestros campos y ciudades en busca del conocimiento que sobre ellas tenía nuestra población, pero no es hasta inicios de 1991 cuando, como parte de las tareas de preparación que realizó todo el pueblo para enfrentar el período especial y la opción cero, que se comienza la introducción acelerada de estas técnicas, encaminadas a contribuir al arsenal terapéutico del personal de salud, sin la utilización de los medicamentos químicos convencionales, fundamentalmente con las especialidades de Medicina Tradicional China y Plantas Medicinales.

Nuestro Ministerio de Salud se vio enfrascado en la elaboración urgente de una guía terapéutica de productos naturales de probada eficacia e inocuidad, para lo cual conformó un Plan Nacional de Investigaciones de Plantas Medicinales, a ejecutar con la colaboración tanto de los centros de investigación, como de las Facultades e Institutos de Ciencias Médicas del país. Con este fin, en marzo de 1991 se acondiciona un laboratorio en el área del Vicedecanato de Investigaciones y Postgrado. En esa época, se procedió a la capacitación de profesores de Anatomía, en Medicina Tradicional China y se realizaron algunas investigaciones en magnetoterapia.

Este laboratorio tuvo un papel muy importante, ya que no sólo produjo las primeras tinturas y extractos y apoyó al plan nacional de investigaciones, sino que capacitó a todo el personal que posteriormente se encargaría de la producción de los productos naturales en el territorio y a los profesores del Politécnico de la Salud -que posteriormente continuarían la tarea con los técnicos de farmacia-. Se convirtió, además, en el centro de referencia provincial para plantas medicinales, estableciendo vínculos con el MINAGRI, el MINED, el CITMA y el Jardín Botánico entre otros.

En junio del 91, antecediendo a la creación de la Base de Datos de Plantas Medicinales (FITOMED), se confeccionó una Guía Práctica de 40 páginas para el uso de las plantas medicinales que, con el apoyo del Poder Popular, tuvo una tirada de 1000 ejemplares. Además se buscaron las normas y se difundieron las pautas para la investigación científica de las plantas y se impartieron conferencias para la divulgación de las en aquel entonces llamadas medicinas alternativas.

Paralelamente se comienza la capacitación en acupuntura y técnicas afines mediante cursos de postgrado y diplomados, los cuales eran impartidos por el Dr. Pablo Chiu Chang, Especialista en Anestesiología del Hospital Provincial, gran conocedor de la Medicina Tradicional China y otras medicinas tradicionales y energéticas, mucho antes de que el Ministerio orientara su introducción. Puede decirse que fue nuestro primer maestro y motivador, pues gracias a él nuestra provincia avanzó en el conocimiento de estas especialidades, sobre todo de la acupuntura y técnicas afines. Graduado de Máster en MTN en la primera edición de esta Maestría (1995), fue uno de los pocos cubanos que se graduaron en la Asociación Médico Homeopática Argentina (el único del interior del país).

En 1993, en la III Jornada de Ciencias Básicas y Salud, se presentó una mesa redonda sobre las plantas medicinales en la Medicina General Integral y en la IV Jornada de Investigaciones Biomédicas ya se contó con un salón de Medicina Alternativa. En este mismo año se comienza la introducción de la homeopatía en la provincia, siendo una de las pioneras del país (sólo un año después que La Habana), y en enero del 1994 se recibe la visita del profesor argentino Dr. Orlando Carnovale, que dio inicio a una serie de cursos impartidos por prestigiosos homeópatas, como Isaías Fiszon de Argentina, Germán Guajardo de México, Izao Carneiro de Brasil y los Homeópatas sin Fronteras de Estados Unidos de América. No se quedó atrás la homeopatía veterinaria, de gran pujanza en la provincia, con la visita en dos ocasiones del Dr. Flavio Briones, de Chile.

La Homeopatía tuvo muy buena acogida en nuestra Facultad y se han impartido 5 diplomados con alumnos no sólo de Cienfuegos, sino también de provincias aledañas, 6 tiempos electivos, 3 cursos para estomatólogos, 2 para farmacéuticos y 8 para veterinarios. Además, desde 1995 se mantiene una consulta semanal de Homeopatía, y se ha colaborado con profesores en cursos en Villa Clara, Topes de Collantes y La Habana.

En 1999, luego de formar 5 especialistas en el Diplomado organizado en La Habana, se comenzó la introducción de la Terapia Floral con la impartición del primer curso, al cual le siguieron 4 cursos más y dos diplomados. El diplomado del 2000, orientado a nivel nacional, contó con una matrícula de 101 alumnos.

La participación en congresos y eventos, el auto estudio y el intercambio con otros especialistas nacionales y extranjeros, fue ampliando nuestros conocimientos y horizontes, y ya hubo fuerza suficiente para constituir la Cátedra de Medicina Tradicional y Natural, el 18 de febrero de 1996 con 23 Miembros Numerarios y 6 Adjuntos de la Universidad, el CITMA, el INDER y la Dirección Provincial de Salud.

Entre los miembros de honor figuran, además de los profesores extranjeros que contribuyeron a nuestra formación en Homeopatía, prestigiosos especialistas de renombre internacional, como Rafael García Chacón, médico venezolano fundador de la Sociedad Latinoamericana de Medicina Natural, José Luis Berdonces Sierra, médico español fundador y miembro del consejo editorial de la revista Natura Medicatrix, Augusto Pazán León, médico ecuatoriano que ha introducido la terapia neural y la odontología neurofocal en nuestro país, Santiago Bakach Sevilla, Ingeniero en Recursos Naturales de Ecuador, autor de los muy solicitados calendarios lunares médico y agrícola, Ricardo Orozco, médico español cuyos libros son de lectura obligada para los terapeutas florales, Julián Barnard, celoso difusor de la obra de Edward Bach y productor en Inglaterra de las esencias florales Healing Herbs. Todos ellos han contribuido enormemente a nuestra formación y a nuestro trabajo con clases y conferencias, así como con donaciones de libros y botiquines homeopáticos y florales. Otros miembros de honor son el Dr. Rómulo Rodríguez Ramos, rector del Instituto de Ciencias Médicas de Camagüey y uno de los principales promotores de la medicina natural en Cuba, y Enrique Otero Fernández, El Gallego, un verdadero Científico Popular, incansable difusor del uso de las plantas medicinales.

La Cátedra propició aún más la organización de cursos electivos, de postgrado y diplomados, el desarrollo de protocolos de investigación y el intercambio con especialistas nacionales y extranjeros. Igualmente, ha logrado situar un fondo de materiales en la biblioteca, gracias a la colaboración desinteresada de especialistas extranjeros, entre los que se destacan títulos de homeopatía, terapia floral y naturopatía. Su labor fundamental es impartir clases de pregrado en las asignaturas que lo requieran, la formación de los profesores para la introducción de los contenidos de medicina tradicional y natural en determinadas asignaturas, la impartición de tiempos electivos y de postgrado, así como la ejecución y asesoramiento de investigaciones. Hasta los miembros de la brigada Henry Reeves reciben entrenamiento acerca de las técnicas de medicina natural que pueden utilizarse en situaciones de desastre. Se han formado 4 Especialistas y 11 Masters en MTN y la Maestría en su edición actual tiene una matrícula de 138 alumnos, de los cuales 29 ya están listos para defender sus tesis.

Se han escrito materiales didácticos, además del de plantas medicinales ya mencionado, para homeopatía veterinaria y terapia floral. Se confeccionó un folleto con todo el programa de la asignatura de Servicios Farmacéuticos IV (sobre Medicina Natural) de la carrera de Tecnología de la Salud, en la especialidad de Servicios Farmacéuticos y un Manual de MTN para la Tecnología de la Salud en la especialidad de Terapia Física y Rehabilitación, así como un capítulo de Medicina Tradicional para Socorristas dentro de un manual sobre el tema. Desde 1999 hasta el 2005, tuvimos una página web que fue la primera y única de su tipo en el país durante mucho tiempo. También nuestros especialistas han hecho intervenciones en la radio, la televisión y la prensa.

Debe resaltarse que por ser esta Cátedra no curricular y estar comprendida entre las Cátedras Multidisciplinarias de Extensión Universitaria, sus miembros realizaron la tarea docente hasta el 2005 sin ser parte de su contenido laboral y sin percibir ningún tipo de remuneración.

En cuanto a la investigación, se han realizado estudios -muchas de ellas con participación de estudiantes- sobre plantas medicinales, acupuntura, homeopatía humana y veterinaria, terapia floral, magnetismo y efecto piramidal y se han asesorado múltiples investigaciones y tesis relacionadas con estos temas en toda la provincia. Se han presentado numerosas ponencias en eventos nacionales e internacionales, celebrados en el país y en el extranjero, donde se expuesto nuestra actividad científica y docente.

El Capítulo Provincial de la Sociedad Cubana de Medicina Bioenergética y Naturalista fue constituido en la segunda mitad de la década del 90. Actualmente, se incursiona en un tema poco conocido pero de gran importancia: la influencia de la contaminación electromagnética en la salud humana.

Hoy, cuando con al paso de los años contemplamos la labor realizada, tarea que comenzó a partir de cero en una etapa muy difícil, nos damos cuenta de que, efectivamente, se hace camino al andar, y ya hoy son muchos los trabajadores de salud que incluyen las terapias de la medicina tradicional, natural y bioenergética dentro de sus métodos terapéuticos, o prescriben plantas medicinales y productos naturales, y la población va ganando en conocimiento sobre su empleo.

Es cierto que lo que hemos avanzado es un tramo muy corto, sin embargo nuestro principal incentivo es la seguridad de que la medicina natural tiene que ayudar a rescatar aquellos tiempos en que el paciente era visto como un ser único, inseparable su cuerpo de su mente, de sus emociones y de su medio ambiente.

REFERENCIAS BIBLIOGRÁFICAS

Enlaces refback

  • No hay ningún enlace refback.


Editada en la Universidad de las Ciencias Médicas de Cienfuegos